Investigador de la USACH propone intervenciones de comunicación digital como método preventivo al VIH

Nov
30
2018
“La tecnología y el uso del teléfono celular es 24/7 y el 97% de la población tiene acceso a teléfono celular. No hay duda, que la intervención digital es una propuesta adquiere sentido para enfrentar el problema de la ITS", señala Giuliano Duarte académico de la Escuela de Obstetricia y Puericultura de nuestra universidad, ad portas del Día Mundial de la Lucha contra el Sida.

El 1 de diciembre de cada año, se conmemora el Día Mundial de la Lucha contra el Sida, correspondiente este 2018 al 30° aniversario de una fecha que ha velado por la defensa del acceso universal a los servicios vitales para tratar y prevenir el VIH.  Bajo el lema “Conoce tu estado”, se llama a que personas de todo el mundo se hagan el test, se sumen a los esfuerzos de concientización sobre su importancia y se abran muchas más las posibilidades para acceder a las pruebas del VIH.

Las Infecciones de Transmisión Sexual (ITS) incluido el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) han sido un importante problema de salud pública a nivel planetario, que a pesar de los esfuerzos aún persiste. Según la Organización Mundial de la Salud, cada día más de un millón de personas contraen una ITS -principalmente sífilis, gonorrea, clamidiasis y tricomoniasis- y se estima que, que alrededor de 357 millones de personas adquieren alguna de estas cuatro enfermedades al año.

Ante esto, se conoce que la principal causalidad de una ITS es el sexo inseguro, es decir sin protección. Por ello, los sistemas y organizaciones de salud se encuentran buscando soluciones a través de la evidencia para poder intervenir a las poblaciones y provocar un cambio de conducta para la prevención de ITS.

El académico Giuliano Duarte de la Escuela de Obstetricia y Puericultura de la Facultad de Ciencias Médicas de nuestra universidad cuestiona la eficacia de las campañas comunicaciones, las cuales han tenido poco impacto. Por ello, ha profundizado en estas temáticas y basado su investigación en una revisión y recopilación de evidencia que permita aclarar cuál es el efecto de las distintas intervenciones de concientización y prevención que se realizan en la población en general, la cual ha arrojado interesantes resultados y reflexiones, en donde el conocimiento y acceso a la información son factores fundamentales.

La investigación, efectuada con el centro de evidencia de la Universidad Católica de Chile, denominada ''Efectividad de las intervenciones digitales basadas en teléfonos móviles para la prevención de infecciones de transmisión sexual", guarda como propósito prevenir ITS VIH, considerando el valor que adquieren los medios digitales a nivel mundial y la urgencia que la prevención y diagnóstico de VIH requiere, sobre todo, teniendo presente que la tendencia mundial va hacia el aumento de ITS VIH y en Chile, el Instituto de Salud Pública reportó el aumento del 45% de los casos positivos confirmados de VIH en personas mayores de 13 años, cifra medida en el periodo 2010-2015.

Respecto a los métodos preventivos, el académico comenta algunas cifras referidas al uso de preservativos en Chile en donde, la última Encuesta Nacional de Salud correspondiente al año 2016-2017 reportó que el uso de preservativo – en una periocidad de 12 meses-  en población general es cercano al 10%, recalcando que la población joven - de 15 a 24 años- fue de alrededor del 22%. “Por esto, es relevante evaluar de qué manera algunas intervenciones de tipo digital tienen llegada a ciertas poblaciones, como adolescentes y jóvenes que usan estos medios tecnológicos y acceden al conocimiento” afirma Duarte.

La intervención digital como propuesta de método preventivo para el VIH.

Esta investigación se destaca por ofrecer propuestas en sus resultados. En este sentido, señala el académico “las intervenciones basadas en tecnologías móviles en salud (M-health), en especial las basadas en teléfonos móviles, podrían ser una importante herramienta en salud pública para la prevención de ITS/VIH”. Por ejemplo, indica que “las intervenciones digitales podrían ser útiles como la mensajería de texto, la implementación páginas web, mensajes de voz, envío de videos, etc., vías que, de cierta manera, permitan realizar un modelaje en la prevención”.

La principal importancia de efectuar una intervención digital tiene un sustento mucho más profundo, relacionado con un cambio en el comportamiento de las personas, señala el investigador, quien explica que existen distintos métodos que refuerzan esto y uno de esos es la Teoría Cognitivo Social la cual, “a través del aumento de la autoeficacia, postula que se podría mejorar el uso de métodos preventivos o bien, considerar que el aumento de conocimiento podría disminuir el sometimiento a riesgo al que las personas se ven enfrentados”.

Por otra parte, el modelo transteórico es aquel que, por medio del conocimiento genera un aumento de la consciencia. En Chile, “las políticas públicas no han logrado permear o cubrir este tema. La educación y el uso de condón aun es una materia que esta al debe, entonces estos métodos y modelos sirven de marco para llegar a realizar una intervención o bien, realizar más investigación al respecto”, afirma Giuliano Duarte.

Finalmente, el académico la Escuela de Obstetricia y Puericultura señala que el problema es también estructural, haciendo hincapié en el insuficiente sistema de salud chileno. “La encuesta nacional de salud muestra que el inicio de actividad sexual fluctúa entre 15-17 años, donde no tan solo hay barreras de acceso a la información, sino que también hay barreras adquisitivas”, advierte.

Mejorar la implementación de la práctica basada en la evidencia y la salud pública depende del cambio en el comportamiento de las personas, para esto se necesitan incorporar dentro del diseño de las intervenciones componentes más coherentes y aplicables tal como lo propone Michie et al., mediante la rueda del cambio del comportamiento. Por ello, concluye, “es necesario enfrenta enfrentar esto, entendiendo que la tecnología y el uso del teléfono celular es 24/7 y que el 97% de la población tiene acceso a teléfono celular. No hay duda, que la intervención digital es una propuesta adquiere sentido".

 

Por Fernanda Muñoz F.